Un café pendiente con Cuixart y la percepción del 1-O: Marchena abronca a Salellas y a Garcés

Salellas protesta por "la vulneración de derechos fundamentales que se está produciendo de forma continuada"
Un café pendiente con Cuixart y la percepción del 1-O: Marchena abronca a Salellas y a Garcés
Madrid

Un café pendiente con Cuixart y la percepción del 1-O: Marchena abronca a Salellas y a Garcés

Salellas protesta por "la vulneración de derechos fundamentales que se está produciendo de forma continuada"
Josep Maria Camps
TEMA:
Juicio "procés"

El presidente del tribunal del juicio del "procés", Manuel Marchena, ha interrumpido numerosas veces durante este martes los interrogatorios a los testigos de la defensa, y Benet Salellas, de la defensa de Jordi Cuixart, ha protestado por "vulneración continuada de derechos fundamentales".

La más conflictiva ha sido la declaración de la filósofa Marina Garcés, miembro de la plataforma En Peu de Pau que en octubre del 2017 reclamó que las movilizaciones independentistas no se volvieran violentas.

El momento más tenso fue el final del interrogatorio, cuando Salellas preguntaba a Garcés sobre el día de la presentación de la plataforma:
 

Salellas: "En esta rueda de prensa, que aparece documentada en las actuaciones, y en la que usted intervino, ¿Cuál es el mensaje que usted, de forma sintética...?"

Marchena: "No, señor Salellas, el mensaje que dio la testigo en una rueda de prensa no interesa al tribunal."

Salellas: "La rueda de prensa aparece como elemento de impugnación en las actuaciones, señoría."

Marchena: "No interesa, señor Salellas, no interesa al tribunal. Si tiene otra pregunta la formula, y si no, hace constar su protesta..."

Salellas: "Que conste la protesta, la situación de indefensión, la vulneración de derechos fundamentales que se está produciendo de forma continuada..."

Marchena: "Correcto."


Salellas ha intentado preguntar a Garcés qué explicó en aquella rueda de prensa, Marchena le ha vuelto a interrumpir y Salellas no ha hecho más preguntas.

Así ha finalizado la declaración de la testigo, porque ninguna de las 3 acusaciones no le ha hecho ninguna pregunta. 
 

Un café pendiente con Cuixart


Ha sido, sin embargo, solo la culminación de una serie de interrupciones de Marchena y de protestas de Salellas.

Ya al ​​inicio de la declaración, Garcés ha sorprendido diciendo a Marchena que hace un año y medio que tiene un café pendiente con Jordi Cuixart, algo que no ha gustado el juez.

Tras relatar como el 20S se unió a la concentración ante Economía por "curiosidad compartida" con la gente congregada allí, la testigo ha dicho que el 1-O no pudo pasar la noche en un colegio como tenía previsto porque tenía unas décimas de fiebre.


La suspensión del referéndum, "incomprensible" y "triste"

Marchena la ha interrumpido, y cuando ésta ha vuelto a mencionar la fiebre, le ha cortado el micro y la ha conminado a explicar solo "hechos con relevancia jurídica".

Las interrupciones de Marchena se han hecho continuas a partir del momento en que Garcés ha calificado la prohibición del referéndum por parte del Tribunal Constitucional de "incomprensible" y "triste":
 

Salellas: "¿Era usted conocedora en ese día y en el momento de realizar los actos que nos ha contado que el TC había suspendido específicamente este referéndum?"

Garcés: "Sí, por supuesto. Yo creo que era casi imposible no saberlo. Una prohibición incomprensible y triste que yo creo que..."

Marchena: "Era conocedora de que el TC lo había prohibido. Todos los añadidos que quiera hacer sobre lo incomprensible o lo comprensible de la cuestión sobran. Por favor, formule otra pregunta."

 

 

Salellas: "¿Era consciente de que el TSJC había ordenado a los cuerpos policiales acudir a los centros de votación para impedir la celebración del referéndum?

Garcés: "Sí, era conocedora tanto de la prohibición jurídica como de la orden de reprimir o impedir que se celebrara ese referéndum. Creo que todos o todas éramos conscientes de esta situación. Lo que puedo decir es que yo el 1 de octubre aluciné..."


Salellas y las percepciones de los testigos policiales
 

Marchena: "Vamos a ver, señor Salellas. Mire, no viene aquí, y si es jurista o profesora de Filosofía tiene que saberlo perfectamente, no viene a explicar al tribunal su grado de alucinación o su estado febril.... Viene aquí exclusivamente a explicar qué fue lo que pasó y lo que le ha preguntado el letrado es muy claro: si usted tenía conocimiento de esa prohibición. A partir de ahí, todas sus apreciaciones personales y valoraciones personales no tienen ningún interés. De ahí que debe usted prescindir de ellas, aunque le encantaría explayarse y hacer todas las matizaciones que quisiera hacer, pero estas enfatizaciones que no son sobre los hechos, sino exclusivamente sobre su valoración personal, no interesan al tribunal. Y no podemos perder el tiempo."

Salellas: "Quiero dejar constancia de que las percepciones de los testigos del 1 de octubre, cuando fueron agentes policiales, el tribunal las aceptó. Dejo constancia de mi protesta por la forma en que el tribunal lo hace."

 Marchena: "Pero una cosa son las apreciaciones emotivas sobre la alucinación…"


En este punto los dos se han interrumpido mutuamente y Marchena le ha conminado a hacer más preguntas.
 

El "guión" de Garcés, según Marchena


En otro momento de la declaración, Marchena ha recriminado a Garcés que consultara las notas que llevaba:
 

Marchena: "Mire, Doña Marina. Usted no puede estar leyendo un guión."

Garcés: "No es un guión, son unas notas recordatorias."

 Marchena: "La ley prohíbe que sus respuestas estén basadas en un guión. Para consultar un guión, lo primero que tiene que hacer es pedir permiso al tribunal."

Garcés: "He pedido permiso fuera."

Marchena: "No ha pedido ningún permiso. Deje usted ese guión sobre el que tenía previsto decir en esta sala y responda a las preguntas conforme se le van preguntando. Adelante, señor Salellas."

Salellas: "Me parece que puede tener notas en cuanto a las fechas."

Garcés: "Lo he preguntado antes de entrar."

Marchena: "Formule otra pregunta. No vamos a entrar en el debate sobre qué puede y no puede tener el testigo."


"Las porras rompen muchas cosas"

A pesar de las interrupciones de Marchena, Garcés ha conseguido explicar algunas de las motivaciones que la llevaron a formar parte de En Peu de Pau:
 

"Las porras rompen muchas cosas, también las que no se ven. Una de ellas es la confianza en el tejido social, en los otros. Infiltra el miedo en los colectivos y la sospecha. La labor del cuidado, de tener en cuenta, también todas las fragilidades que se introducen en una sociedad cuando irrumpe la violencia estatal, forman parte de esta tarea de cuidados."

 

Interactivo relacionado: Las claves del juicio del "procés"

TEMA:
Juicio "procés"